Agua Vida | Boletín de prensa de septiembre

15 asociaciones responden a la convocatoria del municipio de mejorar la situación del agua en San Miguel de Allende y recomiendan más transparencia del proceso de la consulta ciudadana 

La Coalición Agua Vida (la Coalición) respondieron a la convocatoria de consulta pública sobre el “Programa Municipal de Desarrollo Urbano y Ordenamiento Ecológico Territorial del Municipio de San Miguel de Allende, Guanajuato”. 

Las quince organizaciones que conforman la Coalición: 

El Máiz Más Pequeño, Salvemos al Río Laja, Feed the Hungry, Educación Colaborativa, Fundación de Apoyo Infantil, Audubon Society, Amigos de la Presa, Ojalá Niños, Patronato Pro Niños, Caminos de Agua, Casita Linda, Vía Orgánica, El Charco del Ingenio, Rotary Midday Club, Rotario San Miguel de Allende 

La Coalición sostiene que es fundamental revertir el desequilibrio ecológico que se ha causado al sistema hídrico por el crecimiento del municipio en los últimos años y en sus recomendaciones destaca la importancia de proteger y sanear el área de la subcuenca Támbula Picachos y dar más transparencia al proceso de la convocatoria de la consulta ciudadana. 

Recomendaciones de la Coalición Agua Vida al Programa de Desarrollo Urbano y Ordenamiento 

El documento que presenta la Coalición Agua Vida hace las siguientes recomendaciones (entre otras): 

Actualizar la información sobre los niveles de arsénico y fluoruro presentes en el agua de la región y sobre la escasez y abatimiento de los acuíferos 

La norma para el arsénico en el agua que utiliza el municipio no es correcta. El municipio está utilizando una norma del año 1994 que ha sido actualizada 5 veces desde entonces. La Coalición pide que se utilice la norma mexicana de arsénico en el documento de 0.025 mg/L (NOM 127) que es la correcta y que el municipio analice la conclusión que infiere el plan de que no existen riesgos para la población por la presencia de arsénico y fluoruro en el agua. Entre las recomendaciones que hace la Coalición se destaca que los datos que se utilizaron para llegar a esta conclusión son de hace más de 13 años. Existen estudios más recientes llevados a cabo por organizaciones que trabajan el tema del agua, así como los resultados de monitoreo llevado a cabo por reconocidas instituciones académicas que tienen años monitoreando la calidad del agua en la región, que muestran que los niveles de estos dos contaminantes están por encima de la normativa nacional y aún más si se toman en cuenta los límites impuestos por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Se recomienda al municipio a que se use información actualizada antes de llegar a la conclusión de que no hay ningún riesgo a la salud de la población por contaminantes en el agua.. 

Se presenta como ejemplo de esto a la comunidad de Guanajuatito/Puerto de Nieto donde de acuerdo a muestreos independientes por un laboratorio acreditado mexicano se reportan niveles de arsénico de 0.0606 mg/L que están seis veces por encima de los límites que marca la OMS o más que el doble de lo que marca la norma mexicana. Además existen estudios por la Universidad de Texas A&M mostrando niveles de arsénico de 0.069 mg/L y que corroboran el estudio del laboratorio ya mencionado. 

También existen estudios más recientes (hechos en los últimos 3 años) que muestran la vulnerabilidad del agua en San Miguel de Allende y el abatimiento por la sobreexplotación desmedida del acuífero. La explotación del acuífero tiene implicaciones graves y afectará la disponibilidad del agua en la región a largo plazo. 

Se recomienda una revisión de las Unidades de Gestión Ambiental y Territorial (UGATs) para evitar la contaminación del medio ambiente, para rehabilitar los sistemas hídricos del municipio y los del área de la Subcuenca Támbula Picachos.

Se pide una revisión y delineación de los elementos del plan para revertir los desequilibrios hídricos que se han creado en la región y que las UGATs se analicen para contemplar que se cumpla con lo siguiente. 

a. Rezonificación de las UGATs relacionadas con los escurrimientos de la Cuenca 

Támbula Picachos; b. Reglamentación de las UGATs para prohibir descargas directas hacia ríos y arroyos; y c. Proteger las zonas ribereñas de la región declarándolas áreas de rehabilitación y conservación ecológica para que puedan desarrollarse acciones para mejorarlas y así proteger los sistemas hídricos. 

Incluir requisitos de captación de agua de lluvia en nuevas construcciones. 

La Coalición propone que se incluya reglamentación en todas las UGATs para que todas las nuevas construcciones urbanas e industriales contemplen la captación de agua de lluvia y cuenten con sistemas de captación y áreas de recarga pasiva. 

Esta acción pondría al Municipio de San Miguel de Allende a la vanguardia en el tema de la captación de agua de lluvia a nivel nacional y sería muestra de su compromiso con el medio ambiente. 

Las recomendaciones de la Coalición se presentaron al Instituto Municipal de Planeación (IMPLAN) el día primero de septiembre del presente. Todas las recomendaciones que el público presente a través de la plataforma serán analizadas para que concuerden con lo establecido por el Programa Estatal de Desarrollo Urbano y Ordenamiento Ecológico Territorial (PEDUOET) y la legislación vigente. 

Inquietudes de la Coalición Agua Vida sobre la transparencia del proceso de la consulta ciudadana 

Si bien las organizaciones que conforman la Coalición Agua Vida ven con buenos ojos la iniciativa del municipio de convocar a la ciudadanía a participar en la creación del plan de desarrollo, tienen algunas inquietudes sobre la transparencia y tiempos del proceso e insta a un diálogo sobre el tema. 

En este momento no hay acceso público a la respuesta a la convocatoria. 

La respuesta ciudadana a esta convocatoria no es pública y no se ha dado a conocer si habrá un momento en que IMPLAN comparta públicamente la respuesta a la convocatoria, cuáles de las recomendaciones se incorporarán al plan de desarrollo, cuáles no y las razones para ello. 

La Coalición cree que es importante para la credibilidad del proceso que haya transparencia, de lo contrario la convocatoria al público se convierte en una simulación que no toma en cuenta las recomendaciones de la ciudadanía. 

La Coalición entiende que ahora IMPLAN debe analizar todas las recomendaciones que se reciban en respuesta a la convocatoria, pero estará pendiente y en su momento dará a conocer de manera pública la respuesta del municipio a las propuestas que se hicieron. Todas las organizaciones que conforman la Coalición Agua Vida manifiestan estar en la mejor disposición de seguir colaborando en procesos que se den a la luz pública y a los que se pueda dar seguimiento con indicadores establecidos desde su inicio. 


Melissa Landman